Para este verano: Cuentos, de August Strindberg

El escritor sueco August Strindberg es conocido sobre todo por su obra dramática, sin embargo, estos doce cuentos, escritos en 1903, nos muestran una faceta poco conocida de este clásico escritor. Son cuentos que el autor contaba a sus hijos y que entroncan con la tradición de Hans Christian Andersen y E.T.A. Hoffmann. En ellos hay buen humor, fantasía, filosofía, moralejas, realismo, espiritualidad y mucha poesía en su prosa. Vienen acompañados de unas sugerentes ilustraciones originales de 1915 de la mano de Thorsten Schonberg.

Comienza la colección de cuentos con el titulado “En tiempo de verano” y finaliza con “Licenea encuentra la saxífraga dorada”. Aunque Strindberg declaró en una ocasión: “Quiero escribir de forma hermosa y luminosa, pero no me está permitido; no lo consigo(…)”, en estos doce cuentos sí se perciben algunos rayos de luz.

 Johan August Strindberg (Estocolmo 1849 – 1912). Está considerado como uno de los escritores más importantes de Suecia y reconocido en el mundo, principalmente, por sus obras de teatro. Se le considera el renovador del teatro sueco y precursor del teatro de la crueldad y del absurdo. Comienza a escribir a los veinte años de edad y su extensa y variada obra se ha  recogido en más de setenta volúmenes. Trabajó de bibliotecario, gran aficionado a la fotografía y la pintura y en una etapa de su vida le obsesionó la alquimia. Su esquizofrenia le hizo sentirse acosado y perseguido y posiblemente truncó sus relaciones personales pero dotó a su obra de una especial fuerza y dramatismo. Strindberg estuvo casado tres veces y tuvo hijos con sus tres mujeres pero fueron tres experiencias matrimoniales desastrosas que le hicieron granjearse la fama de misógino. Protagonizó fuertes polémicas éticas y políticas. A su muerte fue reconocido como un ídolo nacional..

Anuncios

Para este verano: La playa de los ahogados, de Domingo Villar

El inspector Leo Caldas y su ayudante Rafael Estévez se enfrentan a su segundo caso. En esta ocasión, la aparición del cadáver de Justo Castelo, un marinero que el mar ha traido a una playa gallega con las manos atadas y de cuya embarcación no ha quedado rastro desencadena la trama de novela. Los policías se trasladan hasta el escenario del crimen  para iniciar sus pesquisas, pero se topan con unos vecinos que prefieren guardar silencio y que cuando hablan, apuntan hacia hipótesis insólitas que provocan la incredulidad de los policías. Leo Caldas no atraviesa un buen momento a nivel personal y su relación con su impulsivo ayudante, un aragonés que no acaba de entender el carácter gallego, complicará el caso un poco más.

Domingo Villar (Vigo, 1971). Escritor gallego residente en Madrid, ha ejercido como guionista de cine y televisión. Ligado desde niño al mundo del vino, desde hace años es crítico gastronómico en una emisora de radio nacional y colaborador habitual en diversas publicaciones escritas. Obtuvo con su primera novela Ojos de agua, el I Premio Sintagma, el Premio Brigada 21 y el Premio Frei Martín Sarmiento, y fue finalista en dos categorías de los Crime Thiller Awards en Reino Unido. Escribe en gallego y se traduce a sí mismo. Sus libros han sido traducido a seis idiomas.

Flashmob en la Biblioteca Pública de Valladolid

Los usuarios de la Biblioteca Pública de Valladolid se quedaron gratamente sorprendidos cuando de forma inesperada comenzó a sonar en la Sala de Lectura la  canción Wana Baraka interpretada por el coro de gospel Good News dirigido por Mario del Campo ante las cámaras de Arturo Dueñas y su equipo.
Con este flashmob la Biblioteca Pública, siempre atenta a los medios actuales de difusión, intenta estar aún más cerca de todos los ciudadanos.

Esto ocurría, no por casualidad, el 20 de junio, víspera de la Fiesta de la Música.

Para este verano: Libertad, de Jonathan Franzen

El retrato minucioso de una familia del Medio Oeste americano a lo largo de varias décadas adquiere en la prosa maestra de Jonathan Franzen un carácter universal. Ahondando en la vida íntima de unos personajes tan cercanos como identificables, la novela es una incisiva radiografía de nuestro tiempo que ha suscitado la admiración unánime de la crítica y los lectores de todos los países donde se ha publicado hasta la fecha.
Patty y Walter Berglund son miembros de una nueva y floreciente clase urbana, pioneros en la recuperación de un barrio degradado. Además de madre modélica y esposa perfecta, Patty es la vecina ideal, la que sabe dónde se reciclan las pilas y cómo escoger un colegio adecuado para los niños. Junto con su marido Walter, abogado ecologista y ferviente defensor de la bicicleta, aportan su grano de arena a la construcción de un mundo mejor. Sin embargo, la llegada del nuevo milenio pone la vida de los Berglund patas arriba. Su hijo quinceañero se instala en casa de los vecinos republicanos, Walter acepta trabajar para una compañía minera, y Richard Katz, antiguo compañero de Walter, rockero extravagante y mujeriego empedernido, cobra un protagonismo insospechado en la pareja. Pero aún más desconcertante es la evolución de Patty, que de ser la figura más activa del barrio se ha transformado en una mujer ensimismada en la búsqueda de su propia felicidad. Con una efectiva combinación de humor y tragedia, Franzen desgrana las tentaciones y las obligaciones que conlleva la libertad: los placeres de la pasión adolescente, los compromisos despreciados en la madurez, las consecuencias del anhelo desenfrenado de poder y riqueza que arrasa el país. Así, en los aciertos y errores de un grupo de personas que tratan de adaptarse a un mundo confuso y cambiante, Franzen ha pintado un cautivador retablo de nuestra época.

 Jonathan Franzen (Western Springs, Illinois, 1959) fue elegido en 1996 entre los Mejores Jóvenes Novelistas Norteamericanos en la prestigiosa revista Granta. Además de Libertad (salamandra, 2011), ha escrito las novelas Ciudad veintisiete (1988), Movimiento fuerte (1992) y Las correcciones (2001). Esta última marcó un punto de inflexión en su trayectoria: obtuvo el National Book Award y el Premio James Tait Black Memorial, fue finalista de los premios Pulitzer y Pen/Faulkner, y fue descubierto por millones de lectores en todo el mundo. Franzen ha escrito, asimismo, dos obras de no ficción: Cómo estar solo, una recopilación de sus ensayos, y Zona templada, un libro de memorias. En la actualidad, vive entre Nueva York y Santa Cruz, California